Maldita la luz

Maldita la luz

Esas mañanas que darías todo por que no empezaran, por seguir soñando.
El sabor agridulce de haber estado tan cerca y que sea la realidad quien te aleja…
Maldita luz que nos despierta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *