Todo tiene alternativa

Todo tiene alternativa

Que bonito sería no sentir el desánimo, en un mundo sin puertas, donde sólo tuviéramos que despreocuparnos persiguiendo un pensamiento definitivo donde nunca aparecieran dudas.
Que tampoco apareciera ese momento de querer romper con todo, sin que lleguen esos días en los que dejas de creer y que no recuerdas el camino.
Pero la realidad no es así, hay que tener fuerza para abandonar, de la misma manera que se supera el miedo a lo que está por venir.
Llegado el momento hay que romper con todo, empezar de nuevo desde ese punto de partida porque ya nunca se podrá empezar de cero. Recuerda que todo tiene alternativa, la vida es producto de lo que puedas imaginar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *